Una temática diferente en materia de automovilismo…

CHARGER SRT HELLCAT

CHARGER SRT HELLCAT

Apr 14, 2015

Un nombre para recordar…
Por Juan Carlos Maimone

Con 707 HPs. y 650 libras de “torque” decir que el nuevo Charger SRT “Hellcat” es el sedan de mayor potencia de la industria norteamericana, sería como caer en el terreno de las redundancias y hasta probablemente nos eximiría de mayores comentarios. Los números o parámetros hablan por sí sólo.

Pero cuántos en realidad han tenido la oportunidad de sentarse en su habitáculo y manejarlo, sentir esa fuerza inusitada bajo del cuerpo, acelerar y encontrar una respuesta que supera las expectativas y hasta en alguna medida la intrepidez…?.

Back 3 4

No es menester destacar que como sucede año a año, son muchos los modelos que pasan por nuestras manos, algunos desandando la reiteración, otros buscando fortalecer su imagen a través de la potencia o la nueva tecnología. Sin embargo, este coloso del Grupo Chrysler nació como es y es como es; un indomable, un pura sangre que puede despertar el flujo adrenalínico del más pacífico de los conductores.

Dotado de un poderoso motor de 8 cilindros en V, un desplazamiento de 6.2 litros y avalado por su transmisión inteligente (automática-secuencial de 8 velocidades con “paddle shifters”) propone los musculosos 707 caballos de fuerza y el par motor ya apuntados, que salen a relucir ni bien nos sentamos al volante y lo ponemos en marcha.

Steering

Está claro, que el Hellcat no es un auto para cualquiera, ni para que lo maneje un conductor promedio. Por el contrario, yo aconsejaría seriamente, tomar alguno de los muchos cursos de alta performance existentes, circunstancia que reforzará la seguridad de sus ocupantes en el momento de salir a las calles.

No obstante; no es un vehículo con tendencias serias (virantes o subvirantes) como solemos encontrar en los deportivos de alto “torque” y generalmente mal balanceados. Por el contrario; al tratarse de un “cuatro puertas”, el auto tracciona y torsiona mucho mejor que una cupé. Es decir; si luego de doblar en una intersección o curva a alta velocidad y el vehículo no se encuentra derecho sobre su eje longitudinal, es bastante fácil corregirlo y su reacción es perfecta. Después, frenando o acelerando, no tiene rivales y se ha convertido hoy, en la mejor opción para los amantes de lo deportivo o aquello de manejar el mayor trayecto en la menor cantidad de tiempo. La explicación se encuentra en los 11 segundos para el ¼ de milla, una aceleración de 3 segundos de 0 a 60 (100 KPH) y la velocidad final, comprobada es de 204 MPH (más de 325 KPH) o sea, el sedán más rápido fabricado hasta hoy.

Wheel

Su interior posee lo último en materia de tecnología superando ampliamente lo esperado. Más allá de lo elemental, la diferencia la propone una verdadera computadora ubicada en la pantalla central, la que define todas y cada una de las alternativas de manejo que posee el Hellcat (suspensión, consumo, trasmisión, aceleración, etc.) incluyendo su modo “race” en el que se pueden regular sus performances acorde a la tendencia del conductor. Como la palabra lo expresa, un verdadero auto de carrera.

En otro orden, su comodidad en los cuatro asientos es superlativa, conservando las dimensiones de comodidad de un auto de lujo.

Brakes

Su exterior – tal como lo podemos observar en las imágenes – ha cambiado sustancialmente, proponiendo líneas mucho más agresivas pero a la vez, aerodinámicamente de muy buena factura, proponiendo un andar suave y silencioso, aún cuando nos desplazamos a altas velocidades.

Un vehículo sencillamente excepcional por sus facultades, que puede estar por encima de los 65 mil dólares de la moneda norteamericana con todos sus opcionales, pero que para nosotros los vale uno por uno…

Side

468 ad